lunes, 28 de noviembre de 2011

El dios de los huecos

Hoy, dando una vuelta por la red, he llegado a la página de No tengo tele. Es una de las páginas "amigas" de Asco de vida, Cuanto Cabrón, y todas esas. En No tengo tele, la gente sube vídeos de diferentes temáticas, y la gente comenta, hay votos positivos, negativos, ese tipo de cosas. Bien, pues me encuentro en un lado de la página, etiquetado como "Actualidad", un vídeo que se llama "Ateo deja en ridículo a las religiones". Una vez visto (y comprobado que el "ateo" es el mismísimo Richard Dawkins, tiene tela), buceo por los comentarios, que en este tipo de videos siempre son jugosos, y cazo un par de comentarios a los que puedo responder. Mientras avanzo en la página de comentarios, ya son 5 o 6 comentarios los que puedo responder, así que me amargo y no respondo ninguno.

¿Qué comentarios eran? Pues los típicos de gente que no entiende la ciencia, como decir que la ciencia parte de una base débil, o intentar demostrar la existencia de dios por medio de juegos de palabras, o uno de mis favoritos y la razón de que haya vuelto a publicar en el blog (que llevo con otra entrada a medio hacer 2 o 3 meses, jodido HTML): "La religión explica cosas que la ciencia nunca podrá explicar".

Es un argumento proreligión muy extendido y común. ¿Cómo explica la ciencia el amor, la moral, los sentimientos, el origen del universo?

Para un creyente de cualquier tipo de ente superior, la respuesta de esto está en su propio dios. Como la ciencia no lo puede explicar, pues es la majestuosidad de dios y su diseño inteligente el que lo ha puesto ahí.

Una manera fácil de refutar esto es hablar de la evolución de las religiones, empezando por el animismo, pasando por el politeísmo y el monoteísmo. Se ve como al principio todos los fenómenos de la naturaleza se atribuían a los dioses, hasta que poco a poco se fue sabiendo más y se fueron reduciendo el número de dioses y las gestas atribuidas a éstos. Como ejemplo ilustrativo tenemos al dios actual católico apostólico y romano, al que cada vez le quitan más competencias.

Pero la mejor explicación de este tipo de contraargumento se la he visto al astrofísico y divulgador científico Neil deGrasse Tyson. Este señor, al que da gusto oírle hablar, comenta con pelos y señales como las competencias de dios se han ido reduciendo a lo largo de los años. No digo más y os dejo con este ídolo.





PD. Como dato añadir que el señor deGrasse Tyson será el encargado de presentar la sucesora espiritual de la serie COSMOS de Carl Sagan. Saldrá en 2013 y ya estoy deseando verla.
PDD. Soy incapaz de hacer que los dios videos salgan centrados. Lo dicho: jodido HTML.


jueves, 28 de julio de 2011

"Relatos Castellanos", Capítulo 1. La unión hace la fuerza

Relatos Castellanos


Capítulo 1. La unión hace la fuerza

1 de Agosto de 1155, Castillo de Burgos, aposentos del Rey

Los primeros rayos de Sol ya entraban por la enrejada ventana, despertando a Don Alfonso VII de Castilla, el Rey de Castilla y León. Se desperezó en la cama e instintivamente buscó con la mano a su mujer, Riquilda. Rica, como él la llamaba. Al no encontrarla se incorporó y la vio, al otro lado de la habitación, desnuda y metida en una tinaja llena de agua. Jimena, la anciana matrona que siempre la acompañaba estaba ayudándola a lavarse.


Jimena había asistido el parto de todos los hijos de la pareja. Cortó y anudó el cordón umbilical de Urraca, la mayor, de Sancho, y de los dos Fernandos. Por esto el Rey le permitía entrar a la alcoba real sin su permiso expreso. Una sirviente que casi era de la familia.

Alfonso VII se vistió y se acercó hasta la tina para observar cómo se lavaba su mujer. El Rey, como buen soldado, sólo se lavaba después de las batallas, pero a su mujer le gustaba hacerlo cada día. Eso junto con los potingues que se echaba la hacía desprender un embriagador olor, que Alfonso no había captado en ninguna otra mujer. Y la verdad es que el olor acompañaba al resto. A sus 40 años, casi rozando la ancianidad sobre cuya línea él ya paseaba, la Reina conservaba una espléndida belleza. Y la edad que no le restaba atractivo físico le otorgaba la experiencia de una que ha vivido mucho.

- Lo veo excesivo, mi Reina. Todavía no sé como no se te borran los lunares con tanto frotarte. - dijo el Rey.

La Reina sonrió ante el comentario de su marido. - Si no lo hiciera olería a cuadra, igual que tú, Alfonso el Hediondo. - dijo ella entre risas – Bueno, y, ¿qué piensas hacer hoy, mi fétido marido? - las risas se iban extendiendo hacia Jimena, que avergonzada intentaba reprimirlas.

El Rey abrió las puertas del balcón y se asomó a él. Enfiló la vista hacia el oeste. En esa dirección, a muchas leguas de distancia, estaban las tierras del Reino de Navarra y del de Aragón. Mirando hacia allí, el Rey respondió a la pregunta. - ¿Hoy? Voy a comenzar la reconquista de la península, por supuesto.

7 de Agosto de 1155, Castillo de Burgos, Sala del trono

- Toc, toc.
- Adelante.
Manrique Pérez de Lara abrió la puerta y entró a la sala. Era incluso más ostentosa que la de Salamanca. Grandes telas colgaban del techo teñidas con los colores de Castilla. Trofeos de caza adornaban las paredes. En una esquina había una pequeña estantería con libros. El Rey se encontraba sentado en el trono, leyendo uno de ellos.

- Buenos días, mi señor. Soy Manrique Pérez de Lara. Vengo de...
- Salamanca, lo sé.
- le interrumpió Alfonso – 29 años. Miembro de la Corporación de jueces y notarios salmantina. Ha mediado en conflictos de religión, de territorios, de honor...He llegado a escuchar que tiene usted más poder de convicción que algunos sacerdotes. Y casi eres de la familia. - dijo el Rey con una sonrisa.

Manrique Pérez de Lara era hermano de Nuño Pérez de Lara, cuñado del Rey, casado con la hermana de éste, y Conde de Salamanca. No muy inteligente en principio contratar al hermano de un detractor tuyo. Pero el señor Manrique era de otra pasta. Le habría bastado aceptar el puesto de "consejero" que su hermano le brindó, y dedicarse a vivir la vida que el Conde le podía ofrecer. Pero en vez de eso, lo rechazó y continuó con sus estudios. Con el tiempo, se incorporó a la Corporación de jueces y notarios y ahora es uno de sus miembros más notables. Y más de una vez ha tenido que mediar en contra de su hermano. Éso es bastante destacable en los tiempos que corren.

- Me interesa su sentido de la justicia, señor Pérez. De saber lo que está bien y lo que está mal. Y creo que sabe como yo que está mal que los moros lleven más de 4 siglos mancillando esta tierra cristiana. Todo este tiempo no ha hecho más que demostrar que no podemos vencerlos solos. - el Rey bajó del trono y sacó un pergamino, lacrado con el sello real, que entregó a Manrique – Quiero que le entregues esto de mi parte a Ramón Berenguer IV, el Rey de Aragón. Quiero que se unan a nosotros los Castellanos en esta santa guerra. Quiero que trabajes para mí. Quiero que trabajes para la justicia. ¿Qué me dices?

Manrique siempre había mediado en conflictos buscando la paz. Si trabajaba para el Rey Alfonso VII, terminaría provocando una guerra. Aunque si esa guerra era ganada, quizás hubiera paz para siempre en la península...Este noble pensamiento fue lo que hizo a Manrique aceptar la oferta del Rey Alfonso VII, aunque verdaderamente, una pequeña parte de él creía que esto nunca llegaría a pasar...

27 de Diciembre de 1155, Castillo de Burgos, Sala del trono

Las noticias del día alegraron enormemente al monarca. Manrique había firmado una alianza militar con los portugueses para derrotar al enemigo infiel. Aragón, Portugal, y Castilla, juntas contra los moros. El plan estaba empezando a gestarse. También se habían firmado tratados comerciales que permitían a los gremios de los tres reinos comerciar, lo que repercutiría de manera excelente en las arcas del reino. La verdad es que Manrique estaba haciendo un excelente trabajo. Habrá que recompensarlo de algún modo, pensaba el soberano.


Con las alianzas forjadas y las espaldas cubiertas, el Rey dio la orden a las tropas de concentrarse en Toledo. Quizás se pusieran pegas desde Galicia o Salamanca, pero la ocasión la pintan calva. Una negativa a esta orden directa podría ser motivo de guerra, y Alfonso VII no creía que esto pudiera pasar. Aunque los caminos del Señor son inescrutables...

15 de Enero de 1156, Castillo de Burgos, Sala del trono

Todo iba sobre ruedas. Contingentes venidos de todas partes del Reino se dirigían hacia Toledo, para saltar de ahí a terreno moro. Pero un mensajero llegó, con malas noticias...

El Rey abrió el mensaje y lo leyó. El rostro le tornó sombrío, enfadado. Sancho VI de Navarra estaba armando un gran ejército. Se habían avistado grandes masas de hombres haciendo maniobras en llanuras del Reino de Navarra.

Ahora Alfonso no podía dejar el norte desprotegido. Las tropas de Sancho VI podrían entrar en Burgos e invadir las zonas circundantes. Mejor cortar por lo sano. Un par de indicaciones, y un puñado de mensajeros con sus caballos acudieron en busca de las tropas que se dirigían a Toledo para asignarles una nueva misión. Asaltar el castillo de Pamplona. Aunque antes habría que echar un vistazo...

3 de Febrero de 1156, afueras del castillo de Pamplona

2 semanas. 2 semanas llevaba Francisco pidiendo limosna en las afueras del castillo. En ese tiempo se había hecho amigo de los ganaderos de la zona, que conocían las inclemencias del tiempo en esa época del año, y más de una vez habían compartido su escasa comida con él. No ganaba mucho, de hecho no ganaba ni para comer, dada la poca gente que por allí pasaba. Los guardias que patrullaban la zona incluso hacían apuestas sobre cuando iba a morir de inanición. Visto lo visto, no tardaría mucho en hacerlo. Aunque claro, hay que tener en cuenta que Francisco no era un simple mendigo.

Por las noches, cuando los ganaderos se refugiaban en sus cabañas o dentro del castillo, él buscaba una buena posición y tomaba notas mentales de los itinerarios de los guardias. Cuántos había, sus rutas, los relevos, los mejores guardias, los peores...Una vez hubo identificado en qué turno estaban los guardias más inútiles, esperó hasta que algún carro entrara durante ese turno. Una legua antes de que el carro llegara, Francisco se coló en él, conocedor de que los estúpidos guardias no iban ni a registrar la carga. Una vez dentro del castillo, y con la ayuda de una sombra y la bolsa que portaba, cambio de ropa, y Francisco ahora era Juan, el mercader. En un par de días de preguntar por las herrerías y de hurgar por toda la población , fue capaz de averiguar el número exacto de tropas de las que disponía Sancho VI. Un buen número, aunque nada con lo que el Reino de Castilla no pudiera lidiar.

Fernando Rodríguez de Castro, espía de profesión, no tuvo más que pagar a un mensajero ordinario para que llevara su mensaje, escrito en clave, a Burgos, y esperar que llegara el día.


15 de Febrero de 1156, Castillo de Burgos, Patio de armas

Las tropas ya habían llegado al castillo, y se encontraban en el patio de armas del mismo, con el mismo Alfonso VII pasando revista. En total, 10 milicias completas de lanceros, 8 unidades de campesinos arqueros, sin mucha experiencia en combate pero hábiles en el uso del arco, y 1 unidad de caballería ligera ibérica armada con jabalinas que lanzaban al enemigo desde lejos. Todo esto sumado a la decisión de Alfonso VII de capitanear el asedio, lo que aumentaba la moral y el arrojo de las tropas muchos enteros.

Ahora sí iban bien las cosas. Además, se acababa de celebrar la boda de uno de los hijos del Rey, Fernando II de León de Borgoña, con una preciosa noble de Castilla, Isabella. La ceremonia fue en la iglesia de León, y fue un soplo de aire fresco en los tiempos que corren.

Pero no todo era algarabía y jolgorio. Mientras un satisfecho Alfonso revisaba unidad por unidad al ejército, desde el balcón de la torre del homenaje una preocupada Reina no podía retirar la vista de la encorvada figura que acompañaba a su marido. Desde hace un mes, un hombre enjuto y menudo se había ganado el cariño del Rey, que no de la Reina. Bien es verdad que desde que el pequeño ser le aplicó al Rey sus cataplasmas, su tos había disminuido, pero también podía haber sido una curación natural. Además, había algo en él que a la Reina no le gustaba. De sus palabras se podía deducir vagamente que no era temeroso de Dios. Y su voz. Esa voz no era normal. Esa voz sólo podía salir de un siervo del Maligno.


Sin embargo, Alfonso no toleraba que se hablara mal de Ivar, pues así se llamaba el susodicho. Para Alfonso, Ivar era un amigo fiel. Para Riquilda, Ivar era un mago pagano que había hechizado a su marido. Y estaba dispuesta a cualquier cosa para desenmascararlo.

5 de Septiembre de 1156, Castillo de Burgos

Falta un día para que el ejército parta hacia Pamplona. Riquilda está desesperada, pues no es capaz de hacer entrar a su marido en razón. Se ha vuelto hosco, huraño, trata a los sirvientes de mala manera, y castiga a las tropas duramente ante cualquier insubordinación, por pequeña que sea. Alfonso ha llegado incluso a pegar a Jimena por entrar a su cuarto como hace todos los días.

Alfonso se llevará a Ivar con él a la batalla, pues siempre van juntos. Riquilda tiene la sensación de que ese diminuto bastardo hará que maten a su marido, pero sigue sin ser capaz de hacerle frente.

Con lágrimas en los ojos, Riquilda ve partir a su marido, junto con su ejército, y junto con esa rata de pelo lacio. - No he sido capaz de salvarlo. No he podido hacer nada, y ahora nunca más volveré a verlo vivo. - piensa la Reina.

"Relatos Castellanos", mi AAR

La expresión AAR es la abreviatura de "After Action Report" en la lengua de Mordor. Viene a ser el informe después de la batalla, o de la acción. Se suelen usar a nivel militar, siendo Julio César uno de los primeros en escribirlos de manera detallada. A nivel friki, se elaboran detallando las grandes campañas en determinados juegos de estrategia. Un perfecto ejemplo son los videojuegos de la saga Total War. En esa saga se han tocado diferentes épocas y lugares, como el Japón feudal, el Imperio Romano, la Edad Media y la época de los imperios en el siglo XVIII.

Os dejo el enlace de uno de los mejores AAR que he leído, y el que hizo que me animara a escribir yo uno. A Sangre y Fuego está hecho sobre el juego Empire Total War, ambientado en el siglo XVIII, con el genial mod Ultimate Empire HG Edition (mod creado por la gente de la Hermandad de la Guardia, en cuyo foro está ubicado "A Sangre y Fuego"), y manejando los devenires de la facción de España. Parece que está uno leyendo a Pérez Reverte. Simplemente genial.

El mío, titulado "Relatos Castellanos", como reza el título de la entrada, cuenta la historia de la facción de Castilla y León en el juego Medieval II Total War, con el mod Bellum Crucis en su versión 6.2. Este mod italiano añade mucho más realismo histórico al juego, y lo mejora en muchos aspectos.

Antes de poneros el prólogo, quiero hacer notar una cosa. No soy un entendido en historia, así que cualquier posible fallo que pudiera haber, tomáoslo como licencia literaria. Por supuesto siempre está la opción de la crítica constructiva o destructiva vía comentarios, faltaría más.

Normalmente estos relatos se suelen acompañar de imágenes, ya sea tomadas del mismo juego o de algún otro sitio que ilustren lo que se está contando. Si no entendéis algún dato de las imágenes del juego que suba, preguntad sin miedo. Por motivos de orden, voy a poner en esta entrada el prólogo, y seguidamente publicaré otra con el primer capítulo. Voy allá.

Relatos Castellanos


Prólogo


Corre el año 1155 de Nuestro Señor. La mitad de la península está ocupada por moros y el resto por cristianos. En igualdad de condiciones y bajo el amparo de Nuestro Dios, los infieles serían expulsados fácilmente de lo que antaño fue nuestro. Pero no corren buenos tiempos para la unidad ibérica.

Ni los portugueses ni los aragoneses parecen estar por la labor de ayudar en la ensoñada Reconquista. Al menos, no para compartir el terreno capturado. Los movimientos de las fronteras producidos por las batallas son simples. Tú ganas, tú te lo quedas. Tú recibes ayuda, tú repartes el pastel. Por tanto, nadie pide ayuda y nadie gana, salvo los infieles musulmanes.

El Rey de Castilla, Don Alfonso VII, ha intentado con todas sus fuerzas imponerse a los ocupadores, pero incluso desde sus propias carnes le ponen trabas. Desde Galicia y Castilla la Nueva se cuestionan hasta sus más banales decisiones, en base a no se sabe qué motivos.

Su yerno López Díaz I de Haro desde Santiago y su cuñado Nuño Pérez de Lara desde Salamanca parecen anteponer su bienestar y el de los suyos al del mismo Reino. No entrañan peligro alguno, al menos por ahora, pero tampoco ayudan en demasía.

Con todos estos problemas por delante, desde la Corte se afronta la enésima "tregua" entre moros y cristianos, con la incertidumbre de saber en qué desembocará el destino de esta tierra que algunos llaman España.

sábado, 23 de julio de 2011

Todavía quedan poetas: II

La segunda parte de la sección inaugurada aquí ha sido creada durante esta pasada semana, en las vacaciones playeras que me he pegado en Almería.

Un grande, también compañero de piso, que parte el año que viene hacia la tierra de la pasta y de la pizza, parió esta genial frase.

Durante una semana en la que la visita al excusado fue mayor de lo habitual, y después de un día especialmente duro en este sentido, el susodicho mago de la palabra comentó lo siguiente:

- Llevo todo el día pensando seriamente en hacerme betatester de Colhogar.

A la gran frase siguió un brainstorming sobre cómo mejorar la calidad del servicio que puede prestar el poeta amateur, en la que se llegó a especular con el cuidado de los cachorros de labrador de la marca rival Scottex.

También se acuñaron posibles lemas que acompañarían a los anuncios de las marcas, unas excelentes metáforas contemporáneas que no reproduciré por posibles problemas de derechos de autor.

sábado, 16 de julio de 2011

La Maldición de Ondina

La Ondina es una ninfa acuática de la mitología germánica. Viene a ser el equivalente de las Náyades, de la mitología griega. Era de belleza asombrosa y, al igual que todas las ninfas, inmortal. Una de las únicas amenazas para su felicidad sin límites es enamorarse de un mortal y quedarse embarazada de él. Si eso sucediera, la ninfa perdería su don de vida eterna.

Aquí Ondina retozando en la fuente


Aquí, sacada de la Wikipedia, la leyenda de Ondina.

"Ondina se enamoró de un brillante caballero llamado Sir Lawrence y pronto se casaron. Cuando se dieron los votos, Lawrence dijo: "Hasta el último aliento que salga de mi boca será ofrenda de mi amor y fidelidad a ti". Se fueron a vivir a un fabuloso castillo. Al año de estar casados felizmente, Ondina dio a luz al hijo de Sir Lawrence... A partir de aquel momento, la ninfa empezó a envejecer. Poco a poco su belleza espléndida fue desapareciendo, y el interés de Sir Lawrence por ella... también.

Una tarde, Ondina estaba paseando cerca de los establos y oyó los familiares ronquidos de Sir Lawrence. Al entrar, vio a su marido dormido en los brazos de otra mujer, joven y hermosa. Y entonces le señaló furiosa y el hombre, al ser golpeado por la punta del dedo de ella, lo sintió como una terrible patada. La ninfa, convertida en furia, le maldijo con las siguientes palabras:

"Tú me prometiste que hasta el último aliento que saliera de tu boca sería para mí, y yo acepté tu voto. Entonces que así sea. Todo el tiempo que permanezcas despierto tu aliento te pertenecerá, pero si alguna vez te duermes... tu aliento me pertenecerá y tú morirás".

El caballero hizo de todo para mantenerse despierto, la idea de morir le quitaba el sueño, y así aguantó muchos días, cada vez más torpe y cansado. Al final, decidió acostarse con su amante una última vez, y a ella sí le prometió que hasta él último aliento que la vida le dejara sería para ella. Y cumplió su palabra.

El sueño de la Ondina, su maldición, es la muerte de los que traicionan sus promesas de amor."

Que bonito, ¿verdad? Bueno, en verdad no es bonito, es un crimen pasional de libro, pero la mitología es muy dada a esto.
Lo curioso de la historia es que hay gente que sufre el mismo trastorno que el infiel Sir Lawrence, y sin engañar a sus parejas (no necesariamente).
Los románticos llaman a la enfermedad "Maldición de Ondina", pero los médicos, que en cuestiones de trabajo son muy poco románticos (dos palabras, tacto rectal), la llaman síndrome de hipoventilación central congénita idiopático.
Dicho rápido, los pacientes tienen "desactivado" el reflejo respiratorio, localizado en el bulbo.

Centros de control respiratorio señalados con puntos gordos


Esto puede darse por traumatismos, o por alguna otra causa física que destruya ese centro respiratorio bulbar. En este caso, parece ser que está causado por un fallo en los receptores respiratorios (del que no se conoce la procedencia, parece que hay algunos genes implicados, pero no hay nada concluyente). Estos receptores miden la PO2 (presión parcial de O2) y la PCO2 (presión parcial de CO2), detectando, respectivamente, la hipoxia (falta de oxígeno) y la hipercapnia (exceso de dióxido de carbono). Al captar alguno de estos estados, estos receptores mandan la información al centro respiratorio bulbar que manda a su vez al sistema respiratorio la orden de aumentar la ventilación pulmonar. Esto se produce ya estés despierto o dormido, y es la causa de que nadie pueda suicidarse usando el sistema de "¡Pues ahora no respiro!".



Sin embargo, si esos receptores no funcionan, el cerebro no tiene medios para saber cuando falta aire, y no es capaz de mantener la ventilación pulmonar. Se necesita del deseo consciente del paciente para tenerla funcionando, por lo que no pueden respirar mientras duermen. Sin tratamiento, como dicen en los Simpson:



En los casos más extremos, hay problemas también durante la vigilia, por no poder detectar los cambios en la demanda de oxígeno.

No hay tratamiento, sólo se pueden paliar los síntomas durante la noche aplicando al paciente respiración asistida, mediante el ventilador de presión positiva o el pulmón de acero (artilugio heavy donde los haya, según Wikipedia hay una versión del mismo que se pone como una coraza, lo que lo hace doblemente heavy).

Para los frikis curiosos, no, no sé si el respirador de Darth Vader sigue el mismo sistema.

En definitiva, una enfermedad rara (por suerte) y terrible (por desgracia) que parece sacada de la mente del Jigsaw más cabrón.

miércoles, 13 de julio de 2011

La libertad, la efímera libertad

No lo voy a decir yo, lo dirá el señor Miguel Ángel que lo sabe decir mejor.




Entended la referencia a dios como una forma de hablar. Quedaos con el mensaje, con la oda a la libertad que es este himno mojino. Y es ésta canción y no otra la que expresa mi actual estado de ánimo porque ya he terminado los exámenes.

Podrían haber salido inmensamente mejor, y me va a tocar pringar en el verano una barbaridad. Pero creo que puedo hacer un buen papel en septiembre.

Así que durante estas 2 o 3 semanas de "vacaciones", antes de desempolvar los apuntes de un polvo que todavía no han acumulado, espero poner un buen puñado de chorradas aquí en mi espuerta. A ver si rebosa.

martes, 21 de junio de 2011

Reflexiones del 19J

Voy a ser claro, ahora mismo tendría que estar estudiando. He terminado de cenar hace un rato, iba a ponerme, pero he decidido dar una vueltecita por la red antes de liarme a estudiar bacterias.

Entre lo que me he encontrado en esta vueltecita, y alguna que otra cosa que advertí en la manifestación del domingo pasado, me he decidido por hacer la entrada. Tenía pensado hablar de esto una vez terminara los exámenes, pero es que es demasiado bueno.

Bien, el 19J, como todos sabréis, se celebraron manifestaciones en muchas ciudades de España, por las distintas plataformas como Democracia Real Ya, y todas esas. Como la manifestación partía de al lado de mi piso, sobre las 18.00 unos amigos y yo nos encaminamos hacia allí.

Sólo pudimos estar un par de horas, llegamos hasta la mitad de Gran Vía más o menos, ya que teníamos que volver a estudiar, pero me gustó.

No hubo ningún tipo de altercado, reinó un ambiente de fiesta y jolgorio, y gente de todas las edades y procedencias expresaron su desacuerdo con el sistema que nos rige. Hasta aquí todo bien.

Sin embargo, entre los muchos carteles y frases reivindicativas que vi (casi todos buenísimos), vi algunos que me asombraron un poco. Vi 3, de la siguiente guisa:


foto
CHEMTRAILS
¿Por qué dejáis que nos fumiguen?



¿Ningún político va a hablar del HAARP?



11S, 11M, 7J, AUTOATENTADOS
¿Nadie se queja?


En un primer vistazo no me lo creí, y fijé algo más mi vista de miope para cerciorarme. Sí, sin ninguna duda.

Se supone que los indignados somos gente curiosa, somos gente inteligente, somos capaces de darnos cuenta de que nos están engañando. Podemos ser fieles a un partido, pero si la gente de ese partido nos engaña, nos damos cuenta y contraatacamos. Supongo que la gente que en estas pasadas elecciones ha votado a personas imputadas en tramas de corrupción no tienen este poder, y han seguido votando a quienes los están engañando.

¿Por qué entonces no usamos ese poder siempre?

Porque estas cosas, los chemtrails, las conspiraciones del HAARP, y los autoatentados, a poco que te informas, como mínimo te siembra la duda. Y una vez sopesas las pruebas e indicios que aporta cada una de las partes (a saber, partidarios y detractores), solo te quedan dos opciones. O aceptas las pruebas y afirmas que son todo tonterías, o niegas, retuerces, e ignoras selectivamente las pruebas y te conviertes, desgraciadamente, en uno más que ha votado a los corruptos. En un engañado más.

Como he dicho al principio, la motivación para escribir esto venía por esos carteles que vi en la manifestación y por algo que acabo de ver en internet. Bien, pues como no había novedades en ninguno de los blogs por los que acostumbro pasar, me metí en uno que sólo había visto por encima. Se trata de un blog totalmente partidario de estos chemtrails, del HAARP, y de cualquier teoría conspiranoica en general. De todas estas cosas hablaré en otra ocasión, para el que no sepa de lo que van estas maguferías.

El caso es que, encontré una entrada en ese blog que no tiene desperdicio. Los magufos y charlatanes en general coinciden en no necesitar ni buscar pruebas para nada de lo que afirman. Con un simple testimonio, de quien sea, les basta. De ahí los típicos testimonios de avistamientos OVNI, de apariciones de santos, de chupacabras, de yetis...Pero esto ya pasa de castaño oscuro.

En el blog enlazan un video de youtube (al parecer, una de sus mejores fuentes), en el que entrevistan a Aaron McCollum, al que definen como "brillante ex-militar". Como dato escalofriante (que diría Iker Jiménez), el señor McCollum se parece extrañamente a Fito el de los Fitipaldis. Aunque su apariencia queda eclipsada por sus declaraciones. Según lo que ha transcrito el administrador de ese blog, el señor McCollum es "un victima de tercera generacion del control mental y entrenamiento del Army USA para conseguir Super Soldiers, Soldados de fuerza supernormal."

La verdad es que Fito sería un candidato perfecto para el suero de supersoldado del Capitán América. ¡Pero no! ¡No es esto lo más asombroso! El señor McCollum afirma que hay un STARGATE en el golfo de Adén.

¡UN STARGATE!




¡Es genial! ¡Seguro que entonces los chemtrails los sueltan naves Dédalo con dispositivos Goa'uld de camuflaje! ¡Y el HAARP seguro que es un cañón Asgard! ¡Y Obama en realidad es un Jaffa!

Lo peor de todo es que el administrador del blog magufo dice que no hay que dar de lado esta información porque el que se parece a Fito "le parece muy creíble".

Esto con Apophis no pasaba.

jueves, 28 de abril de 2011

Todavía quedan poetas: I

Inauguro una sección en el blog. En ella no voy a analizar las nuevas corrientes de composiciones poéticas de habla hispana. Más que nada porque ni entiendo de eso ni me interesa mucho. En cambio, voy a compartir ciertas frases de conocidos míos que son tan buenas que tienen que estar por escrito.

La primera que voy a poner tuvo lugar en mi piso. La soltó uno de mis compañeros de piso, después de ver este anuncio en televisión.



Al ver el efecto que el actimel producía sobre el organismo (todo según el anuncio), mi compañero de piso soltó la gran frase:

- Sí claro, ahora el Actimel es como el yeso.

Y la verdad es que es lo que parece, por el anuncio. Que esos L.casei son como soldaditos que taponan los "agujeros" en las defensas y luchan contra los malvados gérmenes.


Aquí están L, Casei, e Imunitass, listos para patear traseros de gérmenes


Pero claro, si en el anuncio contaran lo que de verdad son esos L. casei quizás no vendieran tanto. No son más que bacterias. Sí, muy parecidas a esas que combaten.


Aquí unas bacterias a microscopio óptico, probablemente teñidas con la tinción de Gram. No son tan vistosas como los L.casei superhéroes, ¿verdad?



A microscopio electrónico. Dan hasta miedo. Que tienen "pelos" y todo.


El Actimel no es más que una especie de yogur líquido. Un yogur, ya sea líquido o sólido, es leche fermentada por ciertos tipos de bacterias. Según la ley, en España sólo se le puede llamar yogur a leche fermentada por determinados tipos de bacterias, no vale cualquiera. Pero sea la bacteria que sea, estamos hablando de productos muy parecidos.

Están muy ricos, y además sirven de manera excelente para renovar y mantener nuestra flora intestinal. Eso no es que tengamos un jardín en el intestino, como alguna gente piensa, si no que muchos animales tenemos grandes poblaciones de bacterias viviendo en nuestros intestinos. No son malas, de hecho, nos sirven para mejorar nuestra absorción de nutrientes y como dicen los abuelos, "para ir bien de vientre". Además, el que estas beneficiosas bacterias estén, impide que se instalen otras que sí pueden ser patógenas y peligrosas. Por esto los yogures y derivados son muy buenos cuando se toman antibióticos, ya que estos últimos matan y eliminan bacterias, ya sean malas o buenas. Al tomar estos yogures, volvemos a inundar de bacterias nuestro intestino, volviendo a la normalidad.

Esto no tiene nada que ver con las defensas. Las defensas del sistema inmunitario las componen los leucocitos o glóbulos blancos, que no tienen mucho que ver con la flora intestinal. Así que sí, tomar Actimel es bueno, pero no más bueno que tomar otro tipo de leches fermentadas, yogures, o similares. Es más caro, eso sí. Así que compradlo si os gusta su sabor, pero no lo compréis por sus propiedades mágicas, que no las tiene.

jueves, 14 de abril de 2011

¿Qué tiene que ver el rock con el castigo sagrado?

Con el título de esta entrada empezó una clase uno de los mejores profesores que he tenido hasta ahora en la carrera. Me daba Botánica, y siempre acostumbraba a hacer un pequeño resumen de lo que íbamos a ver, y la verdad es que a veces te abría el apetito de conocimiento. Este resumen fue de los mejores del año.

Estábamos dando los hongos, en concreto los de la división Ascomycota, que se caracterizan por su método de reproducción sexual, mediante ascosporas. Un representante de este grupo es el Claviceps purpurea, o cornezuelo del centeno.


Éste es el ciclo de vida del Claviceps. Fijaos en la letra A mayúscula. Ésa es la etapa de micelio. Si alguna vez vais al campo, podéis comprobar que debajo de la capa de hojas y materia orgánica en general encontraréis una especie de hilillos blancos, con un aspecto parecido a la tela de araña.


Esto no es más que filamentos (llamados hifas) del hongo, células ordenadas en fila, con muchas ramificaciones. Este micelio puede ir dividiéndose por mitosis, e ir esparciéndose por el suelo. También puede generar directamente esporas sobre una de las hifas. Estas esporas reciben el nombre de conidiosporas, formarían micelios iguales genéticamente (clones) y permiten la difusión del hongo en otras direcciones. En el caso concreto del cornezuelo que nos ocupa, cuando el micelio alcanza una planta de centeno (también puede darse en otras plantas de la misma familia, las gramíneas), forma lo que se llama un pseudoparénquima. Es una estructura formada por acumulación de hifas del hongo formando algo que parece un tejido verdadero pero que no lo es.


Esas cosas negras son las estructuras pseudoparenquimáticas, que en este caso reciben el nombre de esclerocio. Una de las cosas que solía decir mi profesor es que a los biólogos en general y los botánicos en particular nos gustaba ponerles diferentes nombres raros a cosas que son muy parecidas, para que así el resto de mortales no se enterara de nuestros planes. A veces esto hace que no nos enteremos ni nosotros, pero eso es otra historia.

Durante todo este tiempo, las hifas del hongo eran sucesiones de células con un sólo núcleo. En este punto, y cuando se dan las condiciones adecuadas, se producen los cuerpos fructificantes, con algunas células que se diferencian en lo que podríamos llamar células "macho" y células "hembra". Estas células macho y hembra se fusionan, y pasamos a tener una única célula con 2 núcleos completos, uno de un "padre" y otro de una "madre". Una reproducción sexual, vaya.


En esta fase hay un tiempo que estas células permanecen con 2 núcleos, fase dicariótica que se llama (recordad, nombres raros). En un momento dado, estos dos núcleos se fusionan (cariogamia), y se produce la meiosis, el mismo proceso que en humanos produce los espermatozoides y los óvulos. Bueno, no es el mismo, es parecido, pero eso daría para otra entrada xD.

El caso es que esta meiosis nos produce 4 células con un sólo núcleo, que se dividen por mitosis dando lugar a 8 células uninucleadas capaces de generar por sí mismas un micelio con padre y madre. La célula que las contiene la llamamos asca, y las 8 celulitas las llamamos ascosporas. Y aquí está la criatura.


Todo esto está muy bien, pero la verdad es que yo había prometido rock y castigo sagrado. Bien, pues resulta que el hongo este, cuando está formando el esclerocio sobre la planta de centeno, segrega unas sustancias altamente tóxicas. Esto en la Edad Media no se sabía, pero lo que se veía era que alguna gente al consumir pan de centeno, sufrían terribles agonías, con visiones del infierno y dolores horribles. Las mujeres abortaban, los niños morían... Los sacerdotes de la época, que aunque bastante cabroncetes eran muy listos, achacaron estos males a un castigo sagrado, un castigo de Dios. ¿Cómo evitabas sufrir el castigo sagrado? Pagando tus diezmos a la iglesia. ¿Que alguien pagaba y aún así moría a causa de la enfermedad. Algo habría hecho.



Los malvados esclerocios mandados por el dios vengativo


Ahora, esta enfermedad se llama ergotismo. Una de sus características sintomáticas es una sensación de frío intenso, seguida de otra de quemazón aguda en las extremidades. Por este motivo en la época también se llamaba al castigo "fuego sagrado" o "fuego de San Antón". Lo de San Antón venía porque la única manera de curarte de la enfermedad una vez la padeces, era peregrinar a Santiago de Compostela, en concreto al convento de San Antón de Castrojeriz. Allí, dios perdonaba tus pecados previo pago y te curaba de todos los males. Las monjitas también ayudaban, alimentando al enfermo con pan de trigo totalmente limpio de hongos tóxicos, pero lo verdaderamente importante era la bendición divina que se obtenía en el lugar.

Ya en la época actual, en un intento de purificar sustancias que pudieran servir como fármacos, el señor Albert Hofmann aisló del cornezuelo del centeno la dietilamida del ácido lisérgico, el LSD. Y esta sustancia les encanta a bastantes músicos de rock. De hecho, hasta le han compuesto canciones.


La verdad es que el señor Lennon tenía que ir hasta las cejas de hongos malvados para componer esta paranoia, ¿a que sí?

martes, 29 de marzo de 2011

Empezando a llenar la Espuerta

Bueno, pues con esta entrada abro este cacharro, que lleva un tiempo rondando por mi cabeza. No entiendo cómo van el 95 % de las opciones de Blogger, con lo que el diseño del blog irá cambiando conforme vaya aprendiendo a usarlo.

La idea de hacer un blog me viene por ciertas cosas que se me ocurren, o me cuentan, o descubro, y que me gustaría transmitir, pero que a la mayoría de gente que conozco le aburren. Al menos estando sobrios.

En este lugar intentaré hablar de ciencia, de humor, de música, de videojuegos, de cine, de televisión, y en general de cosas que me gustan.

Curiosamente, hace un tiempo descubrí a una persona que hablaba de la mayoría de estas cosas, pero a la vez. Por tanto, es un tío que resume mayormente el enfoque que (al menos en mi mente) quiero darle al blog.

Estoy hablando del músico y humorista Tim Minchin. Australiano de origen británico, sus espectáculos con ácidas críticas a religiones, pseudociencias, y demás cosas en las que la gente cree (todo mezclado con humor y música) no dejan indiferente a nadie.

Como estamos empezando, voy a obviar sus vídeos más críticos o con más chicha, y os pongo uno de simple humor. El vídeo va subtitulado al español, para los que como yo todavía no comprenden perfectamente el idioma de Mordor. Disfrutad.